¿Cuál es el alcance de la psiquiatría como práctica médica? ¿Se trata de una práctica psicofarmacológica? (recetar pastillas, sin más) o bien ¿es una práctica de psicoterapia? Su ámbito es el hospital psiquiátrico pero también el hospital general con diferentes especialidades, y como no un entorno clínico ambulatorio tradicional.

La psiquiatría ya no debe evocar la imagen obsoleta de un diván en una sala de práctica privada, y mucho menos la imagen espeluznante (que muchas veces ha transmitido el cine) de un médico sádico que “castiga” a sus pacientes con sus artilugios en un centro –casi- de reclusión.

Y si hablamos de alcance geográfica, la especialidad debe integrarse en la comunidad, Y mejor dicho en las diferentes comunidades, tanto en abarrotados centros urbanos pero también es necesaria en zonas rurales o despobladas.

Salvo la del psiquiatra maligno, yo diría que la psiquiatría es todo eso y mucho más. Como campo de tratamiento médico puede actuar en una atención primaria pero también se trata de una disciplina que puede realizar una práctica sumamente especializada al mismo tiempo, colaborando tanto en el laboratorio de ciencias básicas como en la sociedad. 

Nuestro cometido actual es el de siempre: tratar con pacientes afectados de un padecimiento psíquico, pero también el de promover el bienestar y la salud mental. Nuestra opinión puede ser valiosa para comprender la complejidad de las formas de enfermar del ser humano, pero tampoco es omnipotente, no podemos opinar o pontificar alegremente sobre todo (sobre tal o cual mandatario o persona famosa o sobre tal o cual fenómeno social). Creo que tenemos el privilegio de escuchar a muchas personas que sufren y a las que intentamos ayudar con nuestro exiguo conocimiento, porque creo que debe ejercerse esta profesión sobre una premisa de humildad.

Vaya intentaré explicarme mejor. No es que la Psiquiatría no sepa cosas acerca de la conducta humana y de las enfermedades mentales. Se saben cosas… y muchas. Sobre genética, biología molecular, neurociencias, farmacología, teorías de la personalidad, psicopatología, diagnóstico y tratamientos, claro que sí. Pero todavía es mucho lo que desconocemos, o mejor dicho, pretender reducir a un algoritmo las múltiples variables que influyen en el psiquismo de los miembros de nuestra especie es como vaciar el mar con un cubito de playa. A eso me refiero con la palabra humildad… Y otra cosa, algo moralista quizá, para ser psiquiatra (al menos un psiquiatra útil) creo que hay que ser una persona honesta, ofrecer a nuestros pacientes lo mejor de nuestro conocimiento, pero respetando su opinión y sobre todo su padecimiento. De ellos aprendemos.

caminante 

El caminante sobre un mar de nubes

Me gusta especialmente esta pintura, obra del pintor alemán Caspar David Friedrich representante del romanticismo. La pintura data de 1818 y se conserva en un museo de Hamburgo.

Como puede apreciarse se representa a un viajero que se encuentra en pie y de espaldas observando un paisaje de montaña, que a su vez está velado por un mar de nubes.  

Se han hecho muchas interpretaciones, tanto de la figura del caminante, al que no vemos el rostro, como de su postura elevada (aunque se ha ayudado de un bastón para ascender). Con respecto al paisaje se han dicho que la montaña representaría el paraíso o la vida eterna y las nubes la presencia de la divinidad, aunque otras interpretaciones nos hablan del hombre en su soledad enfrentado a la inmensidad de la naturaleza. Sea cual sea la intención del autor, el estilo del cuadro logra un sentimiento de misterio característico del romanticismo.

Mi interpretación particular es que dicho cuadro representa el camino del saber en mi especialidad, la Psiquiatría.  Ascendemos con esfuerzo para aprender, observamos y en la mayoría de ocasiones se nos oculta la totalidad de ese paisaje del conocimiento, que queda oculto bajo un mar de nubes. No obstante, el caminante intenta comprender de aquello que tiene ante sí.

Georg_Friedrich_Kersting_-_Caspar_David_Friedrich_in_his_Studio_-_WGA12121

El pintor Caspar D. Friedrich en su estudio. Retrato de Kersting

 

Nos trasladamos:

Logo-slidernou

Y como caminantes hay que seguir avanzando. Y esta nueva andadura me ha llevado a mí y a parte de mi equipo a una nueva etapa, ya que nos hemos instalado en una  consulta en el centro de Barcelona, en la calle Muntaner a un pasito de la Diagonal. Por eso una de las fotos de la cabecera de la web es un trozo de los “panots” típicos del pavimento de Barcelona. 

Ha sido extraordinario trabajar en Teknon, sobre todo por los compañeros con los que me he encontrado en el centro… algunos, los más cercanos ya los conocía de la “antigua Quirón” de Mare de Déu de Montserrat. Hemos cooperado para el bien (espero) de los pacientes, hemos coincidido en la cafetería y compartido café y charla, he aprendido de su conocimiento, hemos dado conferencias sobre algún tema desde el punto de vista de cada disciplina y he sido paciente de algunos (Gracias Carlos. Gracias Gabriel). Seria muy injusta además si no mencionara al maravilloso equipo de enfermería y a las muchas personas que hacían grato estar ahí, algunas ya no están, como Palmira, Anna o Gerardo, otras siguen, como las atareadas recepcionistas del consultorio Marquesa, con Montse al frente. 

Magnífica etapa, pero se abre una nueva, y con un grado mayor de independencia vamos a  mantener el mismo nivel de conocimiento, atención, honestidad, respeto y escucha. 

caracola